Make it official!

Subscribe to receive latest news about Hamilton and our novelties.

AMERICAN SPIRIT • SWISS PRECISION
Espere...

En comunión con el océano

Algunas personas se sienten más como en casa en el agua que en tierra firme. El buceador de apnea monegasco Pierre Frolla es una de ellas. 

 

Desde 2016, Hamilton trabaja con su propio "hombre rana" a través de una colaboración basada en el respeto; el respeto mutuo por lo que hace cada uno y, sobre todo, el respeto por el agua. Ese respeto, precisamente, así como la indicación precisa de la hora, es lo que mantiene a salvo a Pierre cuando bucea.

 

En su casa, en Mónaco, Pierre Frolla está en contacto con el océano, tanto física como espiritualmente. La gente puede verlo todos los días en la playa instruyendo, preparándose, enseñando, buceando. Su pasión procede de una tradición familiar. "Mi padre era buceador de apnea. Cuando mi hermano y yo éramos jóvenes, nos enseñó a sentirnos relajados en el agua y a escuchar a nuestros cuerpos y almas allí abajo".

 

Para Pierre, el buceo libre es algo más que un deporte o una forma de pasar tiempo en el agua; es una forma de vida. Si lo dice el cuatro veces titular del récord del mundo, no cabe duda de que así es. 

 

 

 

 

 

 

 

"En el buceo libre, estás tan conectado con el agua que tu espíritu está totalmente absorto en la belleza de la naturaleza".

 

 

 

 

 

 

Sin embargo, estar en comunión con el océano puede ser peligroso. "Incluso puedes llegar a olvidarte del tiempo y del hecho de que no puedes sobrevivir en el agua sin aire". Cuando Pierre está en acción, es evidente que se siente libre buceando, pues solo lleva su traje de buceo, aletas y máscara, sin ningún equipo respiratorio.  Evidentemente, el equipo garantizaría su seguridad.  Al no llevarlo, ¿en qué confía que no sea él miso y sus propias habilidades?

 

"Mi reloj. Es mi único contacto con la realidad cuando estoy bajo el agua, mi única conexión con el mundo real. No puedo bucear sin él". Pierre describe la importancia de su Khaki Navy Frogman con tal vehemencia, que es evidente que lo considera como su compañero de buceo. "Conozco la historia de este reloj y sé que puedo confiar en que me mantendrá a salvo".

 

El Khaki Navy Frogman de 46 mm de Pierre tiene una caja de titanio, un material liviano y resistente a la corrosión. La esfera grande y los números con Super-LumiNova® le garantizan una lectura perfecta de la hora, incluso cuando se sumerge bajo el agua durante mucho tiempo. La práctica correa de caucho con cierre desplegable garantiza un ajuste ceñido en la muñeca. Su resistencia al agua hasta 30 bares (300 m) lo convierte en el reloj perfecto para satisfacer las necesidades de Pierre.

"Tengo que poder mirar el reloj y calcular. En menos de un segundo, necesito saber cuánto tiempo he estado bajo el agua. El buceo libre es como un sueño en medio de la realidad y necesito llevar mi Frogman conmigo".

 

Así como Pierre Frolla necesita su Hamilton Frogman, Hamilton necesita que nuestro "hombre rana" continúe ayudándonos a desarrollar herramientas vitales para aquellas personas cuya seguridad depende de la indicación precisa de la hora. Hamilton es el compañero de confianza para indicar la hora cuando estén tanto dentro como fuera del agua.